martes, 31 de agosto de 2010

Carta de un niño abortado a su madre



Querida mamá:

Soy tu hijo. ¿recuerdas?. No he desaparecido, pues Dios me infundió un alma eterna en el momento en que fuí concebido. No ví nunca la luz del día pero vivo para siempre.

Sé porqué me mataste. El que debió haber sido mi padre andaba lejos del país. Tu te sentías sola porque el andaba muy ocupado en sus negocios. En su ausencia, surgió otro hombre. De ese romance fuí engendrado yo.

Nunca olvidaré los meses que me acunaste en tu vientre, ¡Me sentí tan seguro y amado!. ¡Comprendo que no me desearas; pues que pensaría papá a su regreso! Había que blanquear al desliz matando al delator, y ese era YO.
Por entonces no supe de las discusiones con tu amante, pues él quería verme nacido y tú no. ¡Qué peleas, hasta que le arrancaste el dinero que costó mi defunción!
A todo le ponen precio, hasta el asesinato de un inocente.
"¡Que caros son lo abortos!" comentaste.

No justifico tu crimen, pero te perdono. Perdono a papá por haber sido tan irresponsable. También perdono al que, vestido de blanco, se manchó con mi sangre.
¡Que dolor cuando me punzó con aquella enorme aguja y después me despedazó a sangre fría!. Se que tú nunca olvidarás el ruido de aquella aspiradora que se tragó mi cuerpecito a pedazos.
Se que te causó un trauma que llevas en silencio tratando de pensar que no fue nada. Si era algo. Era alguien, era yo, tu hijo.

Conozco mamá, tus largas noches en vela y tus sobresaltos. Se que luchaste mucho en tu interior sobre tu decisión de abortarme.
En el fondo me amabas pero pudo mas en ti el miedo. Sé que me amabas, pues aun sueñas conmigo y más de una vez te haz preguntado, con remordimientos, si soy niña o niño, piensas como sería hoy día y que alegrías te hubiera traído...

¡Soy niño! Me parezco mas a ti que al seductor con que andabas.
¡Como me vas a olvidar, si yo a cada momento pido a Papá Dios que borre esas pesadillas que turban tu descanso y te dan muerte en vida!
Por eso, ¡Qué alegría cuando buscaste al sacerdote que te inspiro confianza, y te reconciliaste con el Señor de la Vida!

Querida mamá, quiero verte feliz. Recuerda los consejos que te dio el sacerdote al despedirte: "¡Hija, Dios Padre ya ha hecho su obra de amor en ti y a su tiempo iras sanando."

Mientras te estoy escribiendo, tengo a mi lado a mi amigo Antonio. Lo mató su mamá porque ella decía ser demasiado joven para ocuparse con ser madre.
Tampoco el recibió nombre alguno de sus padres pero si de Dios quien nos ama infinitamente. Tengo muchísimos amigos que corrieron la misma suerte. A Carlitos lo abortaron porque su madre fue violada. El odio y el dolor resultante lo descargaron sobre el pobre inocente.
El se pregunta: "¿Por qué si mi mamá no amaba al hombre que la violó, me mato a mi, que la hubiera amado siempre y jamás me hubiera avergonzado de ella?"
Aquí en el reino del Amor, solo entendemos el lenguaje del amor; por eso, no comprendemos esos "argumentos" acerca del aborto; por mala formación del feto, por violación, por dificultades económicas de los padres, por no querer más hijos, "que la familia pequeña vive mejor", etc.

Me cuentan que ni las guerras, ni Hitler con sus cámaras de gas letal, han realizado tan brutal y desmedida masacre.
Con los abortos se ha privado a la humanidad de brillantes poetas, sacerdotes, médicos, filósofos, músicos, pilotos, estadistas, pintores, arquitectos, santos y santas...
A mí todos me dicen que quizá hubiera sido un habilidoso cirujano o un pianista a la Mozart. Cuando nos reunamos, mami, ¡Ya veras que manos tengo! Lo que más me agrada es cuando me dicen "¡Tu mamá tiene que ser muy hermosa!"

No llores mami. Confía en Dios hasta que nos volvamos a ver. ¡Ah!, se me olvidaba, aunque me consumo por verte, no te des prisa en venir, pues mis hermanos te necesitan.
Hazle a ellos lo que nunca pudiste hacerme a mí. Fíjate que cuando bañas a mis hermanitos o lo amamantas, no sé, me entra un poquito de añoranza de todo lo que pudo ser y no fue.
Me hubiera gustado ser amamantado con la leche de tus pechos; ser acariciado por esas manos tuyas tan lindas y tan semejantes a las mías, manos de cirujano malogrado.

Quizás te preguntas donde estoy. No te preocupes, estoy en los brazos de Jesús que me amó hasta derramar su sangre por mí. En Él todos encontramos la Vida.

Y termino pidiéndote un favor. No para mí, comprenderás, sino para otros niños.
¡No los maten como a mí!, si conoces a una joven que quiera abortar o a un sujeto que monta campañas a favor del aborto o un médico asesino que se burla de Hipócrates, o una enfermera que se presta a ese crimen, extiéndeles el amor de Dios, nuestro Padre. Entonces recuérdate de nosotros y dile que no mate más. Que los niños le pertenecen a Dios.
Grítales a todos que tenemos derecho a vivir como ellos, y que aunque nadie nos ame tenemos derecho a vivir y amar.

¡Te espero con la boca aún sin estrenar, rebosante de besos que tengo guardados solamente para ti!
Un beso, tu hijo.

Ciao.

13 comentarios:

Angelo dijo...

Me llama la atención el testimonio de los que han sobrevevido a un aborto. No guardan rencor. Perdonan. ¿no dá que pensar?... La vida responde siempre con amor.
Gracias amiga por esta bella carta

Antonio Martínez dijo...

Uf, me has dejado sin palabras y eso es dificil.

Enhorabuena y muchas felicidades.

Pordona por haber tardado tanto en visiarte. Prometo volver a hacerlo más amenudo.
Antonio

lojeda dijo...

Queridos amigos, a mi también me impactó esta carta cuando la encontré, porque demuestra la capacidad de amor y de perdón que se puede llegar a tener siendo "hombres y mujeres de Dios".
Esta criatura, inocente y sin culpa de haber sido engendrada y asesinada, nos da la gran lección del perdón y la comprensión.
Gracias a vosotros por vuestra visita y comentarios.
Antonio, no te preocupes por la tardanza, y ya sabes que puedes volver cuando quieras. Este rinconcito, estará siempre abierto para recibir a los amigos.
Angelo, tu eres ya de la familia, así que me como siempre, me alegra verte por esta tu casa.
Un abrazo grande para los dos.

۞ Le Chevalier Mystérieux ۞ dijo...

Blog pecioso, sobre todo por esos valores que difunde que desgraciadamente están tanto en deshuso

Un abrazo muy fuerte!!!

lojeda dijo...

Muchas gracias, Caballero Misterioso por tus palabras.
Un abrazo

vanessa gonzalez dijo...

me quede sin palabras y llena de tristeza por aquellas personas que no tienen corazon y que van a tener que responder frente a dios de estos terribles asesinatos a inocentes !ellos tienen derecho a amar!016

elma dijo...

Solamente puedo decir k estas personas k an sobrevivido un aVorto es xk Dios los tiene aki con uun proposito...

Anónimo dijo...

pues yo me baso en eso para hacer un proyecto ojala aya mas gente k entienda

alexa dijo...

guaauuu me hizo llorar eso es sierto kiere a tu hijo asi haya sido fruto de una violacion o de un sicopata o de un acesino o de un guerrillero por que el no tiene la culpa de nada de absolutamente nada ..... en es inocente inocente sin conocimiento... kuando yo tenga hijos los voy a amar con todas mis fuerzas y voy a estar eternamente agradecida con dios por k yo existo y gracias a eso ... tambien de mi saldra un angel un angel sin culpa de nada.... de nada..

Maribel dijo...

Me quede llena de Tristeza al leer esta Carta.. Es muy feo saber que hay gente tan mala en esta vida...
Por favor Jovencitas, Mujeres digan NO AL ABORTO..!!
Si no quieren tenerlo con ustedes, llevenlo en su vientre y despues lo dan en adopcion o bien a una familia que lo quiera...
El siempre se los va a agradecer aunque no sepan quien es su verdadera MADRE...
TODOS LOS NIÑOS Y NIÑAS DE ESTE MUNDO SE MERECEN VIVIR... NO LE QUITES LA VIDA A ALGUIEN INOCENTE POR TU MEDIOCRIDAD...

Anónimo dijo...

Pinky:
Bellicima carta, esta preciosa,me iso iorar!!!! es tan real lo dice en ella... hay Dios como estaras rodeado de esos angelitos...

Anónimo dijo...

yo aborte hace 6 años atraz y no saben como me siento hoy, mi vida es una pesadilla, veo a un bebe y pienso q ese pudo ser mio, cada noche sueño con el q juega, come, me abraza me da besos me dice mama te quiero, me dice mamita no llores y de pronto lo veo irse, es muy dificil soportar esto, se q la culpa la tuve yo xq pude haber hecho mucho mas x defender a mi hijo ya de 5 meses en mi vientre, se q aun tenia 14 años de edad y q mi mama, papa y mi familia pensaban q me iba a truncar mi vida q me iba a arruinar la vida al tener a mi hijo, no es justificacion pero entiendo el dolor de madre y de padre, pero lo q no entiendo es la clase de ayuda q me prometieron, me dijern hija te voy a a yudar y de pronto un doctor me inyectaba, quede dormida amaneci en casa deperte con dolor, pastillas y mas pastillas ,ampollas, grite MAMAA qme estan haciendoo ella respondi es x tu bien hija x tu futuroo sin imaginarse q me estaba matando a mi en vida xq mi futuro ahora solo es lagrimas, pasaron 6 dolorrosos dias q mi hijo sufrio dnetro mio hasta q un 30/08 senti impulso de pujar de irme al baño no podia levantarme de mi cama sube mii mama me ayuda y siento q algo garnde se viene entre mis piernas, era mi hijooo eraa lo unko mio q tenia mii hijoo xq iba aser hombre y se parecia mucho a su papa q tb lo amab igual q yooo desde ese momento mii vida tb se acaboo, han pasado ya casi 6 años y la pesadilla sigue para mii ahora ya acabe una carrera empeze una segunda y una maestria, tengo un buen trabajo pero nada de eso borra el dolor de mii bebiiitoo, cambiaria todo x tenerlo solo un minuto junto a miii pero no puedo, espero q mi testimonio sirva a muchas personas q quieran abortar pensando q es una facil solucion .. yo lo vivii en carne propiaa y es la peor decision q puedan tomar en su vida

lojeda dijo...

A ti Anónimo que has dejado tu tremendo testimonio, te digo que gracias por tu valentía en contarlo y compartirlo en este blog, y te mando todo mi apoyo y un abrazo grande